Iglesia parroquial, siglo XVIII
© Fernando Gallardo